10.4.09

PIG



“PIG” es un corto codirigido por Rozz Williams y Nico B. en 1997. En él sólo participan dos actores, el mismo Rozz Williams, conocido por ser miembro del grupo de rock gótico “Christian Death” y James Hollan. Carece de diálogo y de un sonido inteligible, fue rodada en blanco y negro de 8 mm. y solo dura sólo 23 minutos.

La trama, es muy simple: Un misterioso asesino (Rozz Williams ) a quien nunca se le ve la cara (en alguna ocasión parece con una máscara de cerdo), auxiliándose de un antiguo libro de apariencia ocultista lleva a cabo una dolorosa tortura sobre su víctima (James Hollan), un delgado y temeroso joven de cara vendada, en una vieja casa en medio del yermo desierto.

Por su concepción, que recuerda a un “Perro andaluz” de Buñuel y Dalí, su radicalismo y el extremismo artístico en el uso de los materiales y el cuerpo humano, que asimismo resuena al accionismo vienés, “PIG” es considerada por muchos una producción rayana en lo moralmente sostenible. Aún así, el espectáculo que despliega ante nosotros es sin duda hipnótico, una pesadilla surreal de agresión y destrucción, de sinsentido y de exceso cercano a la enfermedad mental, con una escala general densa e incómoda insuflada además por una banda sonora, del mismo Rozz, que trae a la memoria a Lynch y que recoge las obsesiones y las aprensiones de Rozz Williams, lo esotérico y lo catártico.

Luis María Iglesia

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada