21.10.08



Cuando él conduce no habla
ni siquiera se mueve,
ella se sube al coche,
en silencio,
con sus grandes gafas
se sienta en el asiento del copiloto
las manos sobre los muslos,

Y no hay nada que perturbe el sueño,
mientras viaja,
a ella no le gustaba caminar,
lo detestaba,
detestaba mirar a la gente,
ver tantas caras
sin asimilar,
tantos gestos,
saludos, escupitajos,
gritos, carcajadas,
tullidos, yonkis,

Ya no salía a la calle
más que en el coche de él,
él la sacaba de su casa
y la tapaba con un gran abrigo,
hasta que entraba
y se sentaba en el vehículo,
entonces ponía alguna canción
y comenzaba el camino,

No sabía cómo,
pero siempre surgía algún nuevo camino,
senderos de álamos
mal señalizados,
ascensiones entre pinos
a veces lo cubrían todo,
y parecía anochecer,
luego paraba,
ella salía del coche,
daba un paseo,
cogía algunas flores
y las dejaba allí,
volvía al coche,
y de nuevo el coche,
el silencio de él,
interrumpido al llegar a casa
"mira siempre al frente",
y volvía a esconderse.

Estefanía Velasco

Texto inspirado en la canción "Falling Down" de Tom Waits,
interpretada por Scarlett Johansson en su disco debut
"Anywhere I Lay My Head"




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada